MENU

Diciembre 2016

408
3

-00:54-

Cuando Andrea fue a dormir, se encontró que su cama estaba rodeada de gruesas raíces, sobre las sábanas habían docenas de hojas secas; todo su cuarto era un bosque oscuro. Varios lobos se acercaron, hambrientos, la veían como quien puede leer la mente.  

Ella, que no es nada tonta, tensó una pequeña porción de su cabello para que sonara en un hermoso Mi grave. Las bestias se calman con música, pensó. Andrea avanzó tocando una delicada melodía, caminaba llevando el ritmo, con decisión y sin miedo. Los lobos la siguieron sin tocarla hasta que llegó a su cama.
Las bestias se calman con música, volvió a pensar.  

 

Redacción:  Max Laynez  / Edición: Alejandro García
Fotografía:  Joshua Díaz
Ilustración: Daniel Dominguez
Animación: Gabriel Cordón

 

view-video


Ver vídeo

 

 

Enero 2016

×
Febrero 2016

×
Abril 2016

×
Junio 2016

×
Julio 2016

×
Agosto 2016

×
Octubre 2016

×
Noviembre 2016

×
Diciembre 2016

×
Mayo 2016

×
Septiembre 2016

×